¡Y A MÍ QUÉ!

Se nos programa mentalmente desde el miedo y vivimos asustado por lo que los demás piensen de nosotros. Hacemos o no hacemos lo que queremos o sentimos, en base a lo que CREEMOS que pensarán de nosotros, reduciendo nuestra existencia a tratar de agradar a los demás, aunque queramos CREER que somos independientes.

Pero no nos damos cuenta de que es imposible que lo que piensen los demás de nosotros tenga ningún peso en nuestra vida porque es solo su punto de vista, enfrentado al mí

[Total: 2   Promedio: 5/5]