EXPERTOS MUNDIALES EN ENFERMEDAD Y MUERTE

Como estamos convencidos de que somos este cuerpo y de que estamos destinados a morir,, además de que no sabemos gestionar nuestras emociones y estás se quedan atrapadas, nuestro cuerpo enferma por toda esa incoherencia y, si no la corregimos, acaba matándonos.

Entonces, desde el miedo a la separación y la programación mental temerosa que nos extendieron papá y mamá, nos convertimos en expertos en enfermedades, y sus posibles remedios físicos, y en maneras de morir. Es más, es la conversación que más fácil y con más ganas nos viene a la boca.

Es curioso porque, supuestamente, no queremos enfermar ni morir, pero es a lo que más tiempo dedicamos al día, al menor síntoma que yo sienta o que sienta otro. Ahí sale el médico y farmacéutico que tenemos dentro, en lugar de utilizar esa oportunidad para resolver esa incoherencia y toda esa falsa idea de la vida que tengo. Prefiero ser experto en enfermedad y muerte que parecer que no sé de nada.

Párate un instante a escucharte hablar y pensar en la enfermedad y la muerte, y verás cuánto miedo se encierran en esas ideas y cuanta irrealidad encierra tu vida.

Besos en el corazón y bendiciones.

[Total: 1   Promedio: 5/5]